De GinExeltis

Microbiota intestinal y Osteoartritis asociada con Obesidad

Microbiota intestinal y Osteoartritis asociada con Obesidad

La Osteoartritis es una de las enfermedades articulares más prevalentes y una importante causa de invalidez. Ya no es considerada una enfermedad degenerativa del cartílago, sino una enfermedad de la articulación con etiología heterogénea y multifacética. Uno de los factores más importantes en su iniciación y perpetuación, es la Obesidad.

El cuerpo humano no es una unidad aislada ni autosuficiente, sino un ecosistema diverso y dinámico. El intestino es un medio de cultivo excelente que se calcula alberga hasta 1014 microorganismos, que contienen información genética microbial que representa los metagenomas del huésped y, por lo tanto, tiene influencia sobre el estado de salud individual. El microbioma intestinal también puede ser amoldado por estímulos del efecto ambiental.

El concepto de que la microbiota intestinal se correlaciona con la salud musculoesquelética ha sido reconocido desde hace más de 60 años. Estudios anteriores de modelos animales han revelado el rol de la microbiota en el inicio, severidad y progresión de Artritis Reumatoide. Se ha relacionado la disbiosis intestinal con la activación de la autoinmunidad en la Artritis Reumatoide, pero aún no se conoce el mecanismo exacto por el que esto ocurre.

Los probióticos, prebióticos, suplementos alimenticios, dieta y ejercicio tienen influencia sobre el microbioma intestinal, por lo que son potenciales complementos terapéuticos en el manejo de varios padecimientos, incluyendo la Osteoartritis.

Los probióticos y prebióticos, que son sustancias seguras y efectivas, que pueden ser utilizadas para elaborar comunidades microbiales y son potenciales opciones terapéuticas para la Osteoartritis asociada a Obesidad. En un estudio doble ciego, aleatorizado, se utilizó L. casei Shirota y se observó un potencial beneficio en pacientes con Osteoartritis con afectación en rodilla. En este mismo estudio observaron un efecto protector en las articulaciones de pacientes con Osteoartritis, contra la degeneración de cartílago articular. En cuanto a los prebióticos, la suplementación con fibra prebiótica en forma de oligofructosa podría revertir el daño que causa una dieta rica en grasa sobre las comunidades microbiales intestinales, al incrementar el número de Bifidobacteria benéfica.

Otro de los suplementos que ha sido estudiado es el extracto de mejillón verde de Nueva Zelanda, que se ha visto es eficiente en la reducción de síntomas Osteoartritis y se ha postulado que su eficacia terapéutica está correlacionada con la disminución en Clostridia spp, que son potentes moduladores de Th17 en el colon y células T CD4+ reguladoras de la microbiota.

En cuanto a la dieta, en estudios observacionales han propuesto que la dieta rica en ácidos grasos saturados ejerce efectos tóxicos en la etiología de la Osteoartritis y el perfil proinflamatorio de la comunidad microbial. Al contrario, el consumo alto de fibra dietética y ácidos grasos polisaturados o incluso un índice de relación elevado entre los ácidos grasos polisaturados y los saturados, se ha asociado con un alivio de los síntomas en la osteoartritis asociada con Obesidad. Aunque el rol de la microbiota intestinal aún requiere de más investigaciones, los hábitos dietéticos proveen uno de los caminos potenciales para regular la progresión de la Osteoartritis. 

Finalmente, la evidencia de los ensayos clínicos sobre la efectividad del ejercicio en la Osteoartritis en individuos con Obesidad es limitada, algunos estudios de intervención han confirmado el potencial beneficio del ejercicio y además también contribuye considerablemente para la modificación en la microbiota intestinal de pacientes con Obesidad.

Fuente: Liu Y, Ding W, Wang HL, Dai LL, Zong WH, Wang YZ, Bi J, Han W, Dong GJ. Gut microbiota and obesity-associated osteoarthritis. Osteoarthritis Cartilage. 2019 Sep;27(9):1257-1265.

299